jueves, 15 de enero de 2009

UNAS PEQUEÑAS PISTAS

Antes de retomar el pulso de mis avatares literarios quería escribir una entrada ligera, para pasar el fin de semana sin dificultad. Prometo que no tardaré en relatar en un post con más enjundia parte de las siguientes desventuras de este aprendiz de escritor.

Igual que me debo a los lectores de este blog, creo también importante mencionar aquí a los seguidores o visitantes casuales de mi otra web, la dedicada expresamente a mi opera prima: "El enigma de los vencidos". He recibido por diferentes medios algunas apreciaciones sobre dicha página y con este pequeña entrada espero poder ayudar a dichos solicitantes.

En general la página ha gustado bastante y aunque tiene menos visitas que el blog (algo totalmente entendible tratándose de algo estático, sin movimiento o cambio alguno desde que fue creada), también está teniendo una buena aceptación. Ha llegado a mis oídos los esfuerzos de algunos internautas por resolver los enigmas planteados en la sección de Juegos. Algunos han conseguido las tres claves, otros sólo alguna y también se da el caso de no haber podido solucionar ningún acertijo. No hay problema ya que voy a hacer caso a los visitantes de la página, dando alguna pista más jugosa para poder terminar las pruebas.

Os dejo aquí unos datos que seguro ayudan a los más intrépidos en la solución de los juegos.

Enigma visual: La estatua se encuentra en unos jardines aledaños a la Plaza de Oriente de Madrid, yendo en dirección Plaza de España. Pertenece a un soldado español muerto en la guerra de Marruecos en 1909 y su nombre era Luis...

Enigma matemático: En este caso sólo os puedo decir que me basé en un acertijo publicado por Sam Lloyd en su genial Cyclopedia of Puzzles. Simplemente cambié las cifras, así que he comprobado que con la acertada combinación de palabras el señor Google nos da la respuesta. Seguro que ahora tenéis más suerte.

Enigma lingüístico
: Salido directamente de mi calenturienta imaginación, con éste no hay buscador de Internet que valga. En la primera estrofa está escondido el apellido de un afamado poeta sevillano de la época romántica, muerto a la edad de 34 años. En la segunda estrofa están todas las letras de una de sus obras más conocidas, pero todas cambiadas de posición. Insigne compañera de otras similares, con golondrinas, balcones, besos y pupilas azules...

Espero que estas pistas os lleven por el camino correcto. Una vez obtenidas las claves, os recuerdo que podéis acudir a continuación a la sección de Descargas. Allí podréis obtener pequeños fragmentos de mi novela, uno con cada clave.

En mi próxima entrada relataré como enfoqué mis andanzas literarias después de los anteriores acontecimientos. Lejos de asustarme u olvidarme del objetivo planteado, cogí al toro por los cuernos y me lancé de cabeza a una nueva aventura. Y creo que no fue mala elección después de todo, el tiempo lo dirá. Aprendí una barbaridad por el camino y fue sólo el embrión de todo lo que vino después. Gracias a pequeños detalles de esa época, que os contaré con gusto, tengo el honor hoy en día de compartir experiencias con vosotros.

No quiero aburriros más. Os deseo un feliz fin de semana a todos y espero que la semana entrante sea muy fructífera. Ojala alguno de los frentes abiertos nos traigan buenas noticias para empezar bien el año. Mientras tanto, habrá que seguir trabajando y no desesperar...

10 comentarios:

Arwen Anne dijo...

pues gracias or las pistas, pero yo de Madrid... seguiré intentándolo, al menos una, para leer un fragmento

un beso

Lola Mariné dijo...

A ver si encuentro un ratito y me pongo con el juego literario que propones; lo del poeta me ha llenado de curiosidad...
En cuanto a tus aventuras y desventuras (que son las de much@s de l@s que andamos por aqui)tú lo has dicho: a seguir luchando y no desfallecer nunca.
El fracaso, al igual que el triunfo, depende de un@ mism@.

Armando Rodera dijo...

No hace falta ser de Madrid, Arwen. Sólo en la primera prueba habla de una estatua de la capital, pero con las pistas dadas y el google, es muy fácil, de verdad.

La segunda igual, con los datos facilitados os va a salir la solución del problema rápidamente. El último si hay que currárselo un poco, pero ya os he avanzado muchas cosas...

Armando Rodera dijo...

¡¡Qué no se diga, Lola!! Lo del poeta es muy fácil: sevillano, muerto en su juventud, romántico y que haya escrito estrofas con golondrinas y demás, pues no hay muchos...

En cuanto a lo demás, tienes razón. Y cómo depende de uno mismo, habrá que seguir trabajando para alcanzar nuestro objetivo.

Saludos.

Ciudadano 88 dijo...

Me voy a poner con los juegos, pues tengo curiosidad en leer un fragmento de tu novela. Un saludo Armando.

Armando Rodera dijo...

Pues nada, Ciudadano 88, ya nos contarás si resuelves los enigmas. Espero que sea así y puedas leer alguno de los fragmentos.

Gracias por tu interés. Un saludo.

Ciudadano 88 dijo...

Buenas Armando. Aún no he podido resolverlos.La verdad que le he dedicado poco tiempo, puesto que estoy de exámenes en la universidad, y está la cosa apretada. Seguiré intentándolo. Un saludo.

Manuel L. Rodrigues dijo...

Hola que tal! He llegado a este blog, un poco por casualidad y me ha gustado. Quisiera saber si el libro está a la venta o todavía no se ha publicado.

Un saludo desde Galiza

Armando Rodera dijo...

Pues suerte con los exámenes, Ciudadano, te tocará hincar los codos en estas semanas. Te esperamos de vuelta pronto, no lo olvides.

Un saludo.

Armando Rodera dijo...

Encantado de saludarte, Manuel. Me alegra saber que siguen este blog también desde Galicia. Te invitamos a quedarte entre nosotros en futuras entradas.

Desafortundamente el libro sigue inédito. En este blog cuento mis andanzas en busca de ese sueño dorado, pero todavía no he conseguido publicar la obra. Tiempo al tiempo.

Saludos.