domingo, 16 de mayo de 2010

EL ESCRITOR ("THE GHOST WRITER"), DE ROMAN POLANSKI


El controvertido director Roman Polanski, en boca de los medios de comunicación de todo el mundo durante los últimos meses por la acusación de violación que tiene pendiente en Estados Unidos desde hace treinta años, nos regala en esta ocasión un poquito de su indudable arte con la factura de su último film, un inquietante thriller titulado en versión original "The ghost writer" y traducido al castellano como "El escritor" a secas, aunque muchos ya sabéis que el primero es el término anglosajón para nuestro más castizo "negro literario".

La historia arranca con la misteriosa muerte del encargado de escribir en la sombra la supuesta autobiografía de Adam Lang, ex-primer ministro británico, interpretado con buena nota por Pierce Brosnan. Ante tal fatalidad, los todopoderosos ejecutivos del holding editorial propietario de los derechos mundiales de dichas memorias deciden contratar a un escritor de medio pelo poco conocido, papel representado magistalmente porEwan Mcgregor, y le embarcan en la difícil tarea de dar lustre en menos de un mes al infumable manuscrito pergeñado por el fallecido a cambio de una cuantiosa suma, pero con unas condiciones especiales de trabajo.

Para empezar deberá desplazarse a una isla semidesierta situada enfrente de las costas de Massachusetts, en la zona noreste de Estados Unidos. Bajo unas estrictas medidas de seguridad ante los últimos acontecimientos vividos, el escritor se encerrará con el antiguo mandatario inglés para intentar conocerle a fondo y arreglar el manuscrito guardado bajo siete llaves. Pero el protagonista, al analizar la documentación dejada por el anterior encargado de transcribir las memorias del político, se encontrará con más de una sorpresa que le llevará por unos derroteros inimaginables hasta ese momento.

La trama da un giro brusco cuando Adam Lang es acusado por un antiguo colaborador de su gabinete de perpetrar crímenes contra la humanidad durante su mandato, al permitir que ciudadanos británicos de origen pakistaní fueran secuestrados, trasladados a cárceles fantasma y torturados por la CIA por su posible vinculación a los grupos terroristas islámicos que tienen en jaque al mundo occidental desde hace unos años. El Tribunal Penal Internacional de La Haya comienza su investigación y el supuesto escondite de Lang se convierte en un circo mediático, no pudiendo abandonar Estados Unidos el ex-premier si no quiere ser detenido. Este hecho es corroborado por Lang (secuencia rodada a conciencia con finísima ironía) en una reunión con sus íntimos colaboradores al conocer que sus anfitriones, los líderes del mundo libre, forman parte de la escasísima lista internacional de países que no reconocen al TPI junto a naciones tan conocidas por defender los derechos humanos como Irán, Corea del Norte, Cuba y otras africanas.

El personaje interpretado por Mcgregor se olvidará entonces del encargo editorial al verse abocado a una carrera contrarreloj para averiguar el verdadero mecanismo de una trama política que puede traerle más sobresaltos que beneficios. La conspiración internacional, con el trasfondo de la guerra de Irak y la ilegal ocupación de dicho país por parte del conglomerado anglosajón, nos sumerge de lleno en una segunda parte trepidante de película donde nada es lo que parece.

Con una impecable fotografía, una sobria puesta en escena alejada de las grandilocuencias de Hollywood y una banda sonora que nos pega a la butaca, Polanski no deja títere con cabeza en un thriller implacable en el que todos podemos reconocer acontecimientos vividos en los últimos tiempos: la CIA y sus tentáculos a través del mundo, los gigantes del armamento y sus legiones de mercenarios al servicio de la causa, la alta política internacional o los nulos escrúpulos de las grandes editoriales quedan retratados por Polanski en una película digna de su mejor filmografía.

En la primera parte del metraje nos sentimos atrapados en el inhóspito paraje donde se recluyen los protagonistas, una casa aislada adornada con cristaleras inmensas desde donde sólo se puede contemplar el mar enbravecido y la incesante lluvia que azota el lugar acompañada de vientos huracanados. Se crea una atmósfera agobiante, casi claustrofóbica, haciendo un guiño al maestro del suspense, Alfred Hitchcock, donde los personajes se ven recluidos y obligados a sacar al exterior sus miserias más escondidas.

La segunda parte transcurre con un ritmo in crescendo, con escenas intrigantes rodadas a golpe de genio, como la búsqueda hecha por el personaje de Mcgregor utilizando la memoria del GPS del vehículo para averiguar el último destino de su predecesor antes de morir. Sin desmerecer las secuencias en las que el humor subyace sin tapujos, recreando el escritor metido a investigador un trabajo a la altura de las circunstancias.

A destacar también la actuación de otros actores, empezando por la mujer de Lang, interpretada por Olivia Williams o el inefable profesor encarnado a la perfección por Tom Wilkinson. Sin olvidarnos de secundarios de lujo como Kim Cattrall, Timothy Hutton, James Belushi o el entrañable Eli Wallach. Un elenco de alto nivel que da lustre a una película de calidad sobradamente contrastada, aunque deberéis daros prisa para disfrutarla en pantalla grande antes de que la quiten de la cartelera.

26 comentarios:

Javier Márquez Sánchez dijo...

Un análisis detallado y muy interesante. Sin embargo, debo decir que a mí la película no me convenció. Me parece que tiene problemas de ritmo y estructura, y una dosificación de la información bastante irregular. Fui a verla con muchas ganas y sin embargo me aburrí sobremanera durante buena parte de la cinta. Factura técnica impecable e interpretaciones estupendas, desde luego, pero el planteamiento de la historia, en mi opinión, no era el adecuado. En fin, para gustos están los colores...

Armando Rodera dijo...

Me llena de orgullo que un cinéfilo de pro como tú considere interesante mi análisis, pero yo sólo soy un simple aficionado al séptimo arte. Pero tienes razón, Javier, para gustos están los colores.

Se me ha olvidado comentar en la entrada que la película está basada en una novela de Rober Harris, y no sé hasta que punto eso coartó las posibilidades del film ya que no he leído esa obra.

A mí sí me ha gustado la película pero entiendo también tu punto de vista. Me disgustó un poco el final, no sé si porque lo adiviné demasiado pronto para alguien que no suele hacerlo, pero en general salí contento del cine. Y las interpretaciones estoy de acuerdo contigo en que son estupendas.

Gracias por comentar la entrada, Javier. Unfuerte abrazo.

oriafontan dijo...

Me aburrí como una ostra con esta película.

Es aburridísima salvo que uno sea escritor (no es mi caso) y sea anglosajón (tampoco miren ustedes)

Para un españolito de a pie no veo el interés de esta obra por ningún lado.

Sí nos deja claro que a Polanski no le gusta Usa y que no puede rodar allí.

Tenemos un bonito anuncia en la escena del GPS porque sólo se trata de anunciar una marca de coches.

Polanski esta muy sobrevaloradito al igual que T. Burton pero dejemos que el tiempo dicte si estoy o no en lo cierto.

MiánRos dijo...

Oye Armando, pues desde luego tal y como has contado la película tiene una intriga estupenda. A ver si puedo verla, aunque el tiempo no es que me sobre, la verdad. Intentaré hacer un huequito.

Un saludito, querido amigo.
Mián Ros

Armando Rodera dijo...

Está claro que está película no deja indiferente a nadie, Oriafontan. O gusta o aburre, pero no hay término medio. Y cada uno tenemos nuestras preferencias, por supuesto.

Yo si soy escritor (o aspirante a serlo) aunque no anglosajón, pero creo quela película puede gustar a mucha gente, aunque por supuesto tendrá sus detractores.

En lo que sí estoy de acuerdo es en lo de Tim Burton. Hace mil años que no veo una película suya y, aunque lo tachen de genio, no me llaman para nada la atención sus films. Y a Johnny Deep sólo le veo en películas en las que el director sea otro. Pero ya sabemos que sobre gustos no hay nada escrito.

Gracias por comentar. Saludos.

Armando Rodera dijo...

Intriga no le falta, MiánRos, creo que es una buena opción para pasar un rato entretenido con una buena historia.

Eso sí, date prisa porque nosotros la vimos en la sala más diminuta de unos enormes multicines cercanos a mi casa y en única sesión nocturna, por lo que mucho me temo que desaparecerá de la cartelera en breve.

Gracias por tu comentario. Un saludo.

Martikka (Marta Abelló) dijo...

Aún la tengo pendiente...y eso que ahora soy en parte escritora de encargo, je,je (y de un ex-político, además!) Excelente reseña, Armando. ¡Saludos!

Armando Rodera dijo...

Pues no dejes de verla, Marta, creo que te gustará. Y más si te sientes tan identificada... (por cierto, si conoces a otro ex-político o lo que sea, ya sabes, que llevo fatal esto de no ir a currar todas las mañanas).

Gracias por tus palabras. Un abrazo.

Arlette dijo...

Lo que daría yo por conocer a un escritor en la sombra y me explicase cómo funciona ese mundo.
No he visto la película, pero lo haré porque la trama me atrae bastante, porque creo que no he visto ninguna película con ese argumento.
Gracias por el análisis y los detalles, he disfrutado de leerlos.
Un beso.

B. Miosi dijo...

Una historia muy interesante, no sé si la película sea buena o mala, pero lo que reconozco es que la idea es magnífica. Por lo que has contado tiene un tema original, y creo que ya con eso tiene bastante, en un mundo donde los refritos están a la orden del día.
A la hora de ver cine no hago distingos entre películas tipo Hollywood o las de cine de autor, no siempre se acierta en las críticas, y al final es el público el que decide, así que no prejuzgo. Esta que trata de un "negro literario" me parece que identificará a todos aquellos que no han podido publicar por sí mismos si no a través de un autor de fama, pero tal vez me equivoque, y el título de la película quede desvirtuado, pues en el fondo no se trata del negro literario, sino de los oscuros secretos del ex-primer ministro.

Muchas gracias, Armando, por el dato, trataré de conseguirla, pues aquí no la he visto en cartelera.

Besos,
Blanca

Armando Rodera dijo...

Es cierto, Arlette, si nos contasen desde dentro muchos de los entresijos del mundo editorial quizás nos asombraríamos. Yo sólo he oído pequeños retazos en conversaciones con escritores y la verdad es que, como en todos los negocios, hay claros y oscuros.

Creo que te gustará la película, la idea es bastante original. Ya nos contarás.

Gracias por tu comentario. Un abrazo.

Armando Rodera dijo...

La idea es buena y original, aunque al ser la adaptación de una novela de Rober Harris no sé hasta que punto se ha tomado licencias propias el director.

En la película tachan de tiburones a los ejecutivos del holding editorial y al pobre "negro" (el protagonista se presenta de ese modo en plan humorístico)le tratan fatal. Pero al final es más un thriller político con un trasfondo de intriga, aunque podemos reconocer perfectamente la historia del escritor desconocido que vive en la más absoluta indiferencia para el mundo cultural. Eso sí, el encargo está bastante bien remunerado, aunque se meta en un mundo del que puede salir escaldado.

Gracias por tu comentario, ya me contarás si consigues ver la película. Un abrazo.

Daniel DC dijo...

Hola Armando,

Estuve a punto de ir a verla, pero su fracaso en taquilla me detuvo. No obstante, la película obtuvo buenas críticas por mantenerse fiel a la versión literaria creada por Philip Roth en 1979.

Esperaré a que salga en DVD y te daré mis apreciaciones.

Un cordial abrazo,

Daniel DC

Alicia Uriarte dijo...

Armando, me la apunto para ver si la puedo ver en un ratito de "tiempo sin tiempo" como decía Benedetti. Tú mejor que nadie sabes los entresijos de un instituto con casi 600 alumnos en dos edificios y empezando a cerrar curso. Por cierto, esta experiencia me ha permitido valorar, aún más si cabe, el trabajo del personal administrativo y el del personal no docente en general.

Como siempre una crónica impecable en el fondo y en la forma.

Besarkadatxu bat.

Jesús F. dijo...

Pues era una de las que tenía pendiente de ver en el cine, pero me temo que esta vez me tocará en DVD en casa, que los tiempos están muy "achuchaos".
Un abrazo.

Sergio G.Ros dijo...

Pues es una entrada estupenda, Armando. En una página que suelo visitar, Las horas perdidas, hablan de que esta película es de las de antaño, de suspense de verdad y bien llevado, y juntándolo con lo que has escrito tan bien, creo que merecerá la pena verla. A ver si saco tiempo para hacerlo.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

Armando, yo he visto la película protagonizada por Ewan McGregor y es bastante solvente. No se cómo será la novela, pero por tu crónica dan ganas de leerla
Un abrazo.JCRR

Armando Rodera dijo...

No sé cómo habrá ido la taquilla, Daniel, aunque si sé que ha tenido críticas buenas y malas. Aunque yo creo que merece ser vista por uno mismo y sacar sus propias conclusiones.

Creo que andas desencaminado en lo de Philip Roth, ya que esta película está basada en una novela de Rober Harris títulada en español "El poder en la sombra" y en inglés "The ghost", creo que del 2007. Tuvo repercusión pública al hacer ver el personaje del ex-premier británico como un trasunto de Tony Blair con todo el tema de la invasión de Irak, los vuelos de la CIA, etc. Sé que Roth tiene una novela con título similar de la que desconozco trama, pero este film trata sobre la novela más moderna.

Ya me contarás si consigues verla en DVD. Gracias por tu comentario. Un abrazo.

Armando Rodera dijo...

Haces bien en apuntarla, Alicia. Sé perfectamente que esta es época muy mala en los institutos, el trabajo se acumula.

Del trabajo administrativo en las secretarías puedo asegurarte que también hay rachas con unos picos tremendos de trabajo, pero al final todo sale adelante.

Gracias por tus palabras.

Un abrazo.

Daniel DC dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Daniel DC dijo...

Tienes razón Armando; confundí la novela de Roth con la de Harris. La de Roth estuvo a punto de ganarse el Pulitzer en 1980.

Es una lastima que la adaptación de la novela de Harris, fuera un fracaso en taquilla. Para ser una película catalogada PG-13 y tener un presupuesto de $45 millones, sólo ha recaudado $15 millones en tres meses.

Te daré mis apreciaciones cuando salga en DVD.

Un cordial abrazo,

Daniel DC

Armando Rodera dijo...

Pues nada, Jesús, el DVD, unas palomitas y a disfrutar de la peli en casa. Ya nos contarás qué te pareció.

Gracias por pasarte. Un abrazo.

Armando Rodera dijo...

No conozco esa página, Sergio, tendré que pasarme. Es una peli de las de antes y a mí me ha gustado bastante. Espero que tengas la oportunidad de verla.

Gracias por tu comentario. Un abrazo.

Armando Rodera dijo...

Sabía que a ti te había gustado, Juan Carlos, y yo tenía muchas ganas de verla. Imagino que estarán a punto de quitarla de la cartelera, así que tuve suerte de verla en pantalla grande.

Gracias por tus palabras. Un abrazo.

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Armando, ¡he pasado directamente al final de la Entrada, porque aún no la he visto y no quiero que me la destripes!

Por cierto, ¿por que no haces un reportaje in situ de la Feria de Madrid? A través de ti muchos seguimos las novedades de la capital.

Un abrazo

Armando Rodera dijo...

Hombre, Blas, puedes leer la entrada tranquilamente. Te aseguro que no destripo nada que no se sepa o se haya oído y mucho menos el final.

He estado unos días fuera de Madrid por temas familiares y tenía el blog un poco abandonado. Este finde pasaré por la Feria y ya os contaré, no te preocupes. Además, todavía quedan 15 días hasta que concluya la edición de este año.

Gracias por pasarte. Un abrazo.