miércoles, 15 de junio de 2011

FIESTA DEL PREMIO LLANES DE VIAJES 2011

El pasado jueves, 9 de junio, tuvo lugar la gran gala de presentación del Premio Llanes de Viajes 2011, organizada por IMAGINE EDICIONES. Un evento lúdico-literario que se consolida, después de tres años de celebración, como uno de las fiestas más reconocidas dentro de los actos relacionados con la Feria del Libro de Madrid y la que tuvimos la suerte de asistir, acompañados de numerosos amigos de las letras.

La fiesta se celebró en la conocida sala Liberata, situada en C/. Alberto Alcocer, 43, un lugar emblemático en la noche madrileña que se vistió de gala para acoger de nuevo a los invitados que con su presencia dieron calor y color a la puesta de largo del libro "Las casas de los poetas muertos", de la escritora Ángeles Caso, flamante ganadora del Premio Llanes de Viajes 2011.

Tras el habitual photocall, situado a la entrada de Liberata, los invitados fuimos accediendo al recinto de la sala, dispuestos a disfrutar de una noche especial. Una fiesta en la que pudimos encontrar a una nutrida representación de personalidades dentro del mundo de la cultura y el espectáculo de nuestro país. Gente del cine o la televisión, como Fabiola Toledo, Francine Gálvez y Alejandra Onieva o los directores Gónzalo Súarez y Emilio R. Barrachina; editores como Miguel Ángel Matellanes o Raúl Quintana; escritores como Fernando Marías, Alfonso Mateo Sagasta, Lourdes Ventura, Vanessa Montfort, Eugenia Rico, Pedro de Paz, Paco Gómez Escribano o María Zaragoza..., además de cantantes, periodistas, guionistas, pintores, productores y toda una amalgama heterogénea de gente relacionada de un modo u otro con el mundo de la cultura.

La presentación estuvo a cargo de la periodista y escritora Marta Robles, conductora del programa que se iba a desarrollar a lo largo de la noche. En primer lugar habló del Premio Llanes de Viajes, el único certamen literario español dedicado a la literatura de viajes, consolidado ya como un referente en el panorama editorial español. Un premio dotado con 30.000 euros con el que han sido galardonados en años anteriores escritores de la talla de Juan Eslava Galán, Ángela Vallvey, Gustavo Martín Garzo, Espido Freire y Ricardo Menéndez Salmón. En esta ocasión el premio ha recaído en Ángeles Caso con su obra titulada "Las casas de los poetas muertos", ganadora de la edición del 2011.

La presentadora cedió el turno de palabra ante los micrófonos al concejal de Cultura del Ayuntamiento de Llanes, don José Manuel Herreros. El político, representante de Llanes en la fiesta de gala, agradeció al público su asistencia, enumerando las razones por las que un concejo tan pequeño como Llanes apuesta y seguirá apostando en el futuro por un premio literario con una idiosincrasia tan especial como es un premio de literatura de viajes. El concejal nos recordó que la bella villa asturiana es un enclave estratégico, situada entre el mar y la montaña, un paraíso accesible para viajes de todo tipo.

Subió entonces al escenario José Antonio Sebastián como representante de FEVE, otro de los patrocinadores del certamen, explicando la especial relación entre FEVE y Llanes, una ciudad que se encuentra en el centro exacto de las rutas que cubre FEVE entre Galicia y el País Vasco, abarcando todo el litoral cantábrico español.


Tomó entonces la palabra Silvia Pérez Trejo, directora de IMAGINE EDICIONES, verdadera alma máter de la fiesta allí organizada. Silvia hizo un emotivo discurso de agradecimiento que caló entre el respetable. Tuvo palabras para el público asistente, entregado durante toda la noche; para Marta Robles por ser la presentadora de un acto tan especial haciendo un hueco en su apretada agenda; a FEVE como patrocinador, al Ayuntamiento de Llane s por su apoyo fundamental para la consolidación de este premio y en especial a Ámbito Cultural de El Corte Inglés y a su director, Ramón Pernas, por creer en un proyecto único, apoyando en todo momento a una joven y pequeña editorial que con mucho trabajo, esfuerzo y sacrificio a lo largo de la última década se ha hecho un hueco en el siempre difícil panorama editorial español.

En el breve turno a cargo de Ramón Pernas reiterando el compromiso de su empresa con la cultura en nuestro país surgió la anécdota de la noche, cuando tras excusarse por su breve retraso debido a problemas con las conexiones entre aeropuertos, tuvo lugar un divertido intercambio de equívocos y anécdotas con la presentadora de la gala que hizo las delicias de los allí presentes, dispuestos a seguir disfrutando de la noche.

Llegó entonces la hora de la homenajeada, Ángeles Caso, que subió al estrado encantada de compartir con tantos amigos un premio tan importante. Un premio especialmente señalado para ella, ya que como asturiana de pro lleva sus raíces muy adentro y más el concejo de Llanes, lugar donde ha pasado muchas de las vacaciones de su infancia y es un lugar emblemático al que vuelve siempre que puede.

La escritora, tras los agradecimientos de rigor, nos habló de su obra, "La casa de los poetas muertos"; una obra en la que se nos habla de las casas donde nacieron o vivieron insignes nombres de las letras españolas. Unas casas convertidas en museos donde Ángeles Caso ha pasado muchas horas, bebiendo la esencia de los grandes maestros para adentrarse en su periplo vital y componer este magnífico libro de viajes.

Marta Robles nos presentó entonces otra de las sorpresas de la noche. El cantante Carmelo López, solista del conocido grupo "El Norte", nos dedicó en exclusiva un pequeño concierto para los allí presentes acompañado de Pablo Perea, cantante de "La Trampa". En primer lugar tocaron una canción compuesta exclusivamente por Carmelo para dicho evento, "El viajero", trasladando después a la concurrencia a un pasado recordado por todos con canciones suyas como "Entre tú y yo" y otras de su repertorio o el de su compañero, enriquecido por joyas como la famosa "La chica de ayer", canción que marcó a toda una generación.

Se sorteó entonces un viaje para dos personas con todos los gastos pagados a elegir entre los diferentes itinerarios del conocido tren expreso de La Robla y aparte tres estancias en un hotel de Llanes. Aguardamos expectantes el sorteo, por si daba la casualidad de que fuéramos los elegidos, aunque la suerte decidió darnos la espalda. A continuación, los agraciados con los diferentes premios subieron al escenario para recogerlos después de mostrar los boletos ganadores y agradecer a todos los patrocinadores el fantástico regalo, entre aplausos del público y fotos por doquier.

La fiesta siguió en todo su apogeo, mientras se formaban los típicos corrillos de gente afín que degustaban el amplio surtido de canapés, brochetas y otras delicattesen que la legión de camareros allí dispuestos ofrecían a todos los invitados. Todo ello acompañado por bebidas de todo tipo, consiguiendo de ese modo que la fiesta no decayera. Los corrillos de gente diversa se movían, mezclándose con naturalidad, mientras las charlas se animaban y daban pie a conversaciones más que interesantes, alargando la noche mientras seguían disfrutando de una fiesta sin igual.

Disfrutamos mucho en una noche especial para casi despedir la Feria del Libro de este año, aunque todavía tuve tiempo de acercarme el domingo 12 por la mañana al Retiro madrileño. Bajo un sol abrasador, que ahora sí hacía acto de presencia en nuestra ciudad, pude charlar con escritores como José Luis Muñoz, Lorenzo Silva o María Dueñas en una jornada en la que el público abarrotó el recinto de una manera espectacular, con muchísimas colas para casi todos los firmantes. De este modo dábamos por finalizada la FLM2011, esperando que la próxima sea todavía mejor.

6 comentarios:

Paco Gómez Escribano dijo...

Excelente crónica de una velada estupenda, Armando. Lo pasamos muy bien. Un abrazo.

Armando Rodera dijo...

Muchas gracias, Paco. La verdad es que sí, pasamos una noche estupenda en el Liberata.

Un abrazo.

Victor Fragoso dijo...

Oye, qué casualidad que los ganadores sean siempre muy conocidos ¿no? Es que me llamó la atención, jejeje.
Saludos, ya veo que te diviertes, lo cual no está nada mal.

Alicia Uriarte dijo...

Armando, esta crónica demuestra lo adentrado que estás ya en los círculos literarios madrileños. Está bien que todo no sea escribir en casa. Lo de relacionarse es muy, pero que muy, importante cuando se anda buscando nuevas vías de trabajo. Nunca sabes en que momento te puedes encontrar a un mecenas que crea en lo que haces.

Se os ve muy guapos en la foto ¡Pena de viaje! Llanes, y Asturias en general, siempre es buen destino.

Un abrazo.

Armando Rodera dijo...

Bueno, Víctor, a veces son conocidos y otras veces no tanto. Depende del premio, la editorial, etc.

Pero sí, lo pasamos bien asistiendo a este tipo de eventos. Y siempre se conoce gente interesante.

Saludos.

Armando Rodera dijo...

Se hace lo que se puede, Alicia, ya sabes. Siempre es agradable asistir a este tipo de fiestas y charlar con gente afín a tus gustos. Y como dices, nunca se sabe con quién te puedes encontrar.

Nos quedamos con las ganas del premio, es cierto. Nos hubiera gustado el del tren de La Robla, dicen que es una pasada. Otra vez será.

Gracias por tu comentario. Un abrazo.